El día que inició todo para Messi

Puede que el 16 de noviembre no represente nada para la gran mayoría, pero esta fecha, hace trece años, marcó el comienzo oficial de una de las mejores historias que nos puede entregar el futbol. Hace trece años, en la cancha de un estrenado estadio Do Dragao, Frank Rijkaard debutada a un entonces desconocido Lionel Messi. Un jovencito argentino de escasa estatura, que sustituía a Fernando Navarro en el encuentro ante el Porto y del que se hablaban maravillas.

En ese momento, había pasado casi tres años desde que Leo se había integrado a la institución blaugrana, progresando continuamente a nivel físico y futbolístico. El estreno de Messi premiaba a los años de esfuerzos silenciosos de sus padres, preocupados por un joven que cristalizaba sus sueños… Rijkaard lo colocó de volante por izquierda, y pese a que participó hasta en tres acciones de serio peligro para el enemigo, se fue sin goles en su cuenta. No importaba.

messi

Messi ingresó con el dorsal 14 en la camiseta, botines de la marca Nike, la competencia de su principal y actual patrocinador deportivo y con una melena que desde hace algunos años no se le ve; su imagen era la de un jovencito en pleno desarrollo; parecía que hasta el uniforme le quedaba grande en cuanto a volumen corporal, porque tiempo después, dejaría en claro que argumentos con las pelota en los pies siempre tuvo para asumir un papel protagónico en el primer equipo.

Del otro lado, con el sinodal en turno, de fiesta por el bautizo de su nuevo estadio, se encontraba José Mourinho como responsable técnico, comandando a una generación sobresaliente, que contaba con Nuno en el arco, Ricardo Carvalho, Costinha y hasta Maniche. Al final del encuentro, pese a que su escuadra ganó (2-0), el propio Mou aplaudió al rival, saludando a varios de los jugadores del Barcelona, entre ellos, a Messi.

Messi

Un par de días después de aquel compromiso, Barça Tv juntó a Messi con sus padres, Jorge y Celia, para que vieran en familia los poco más de 16 minutos que el pequeño Leo estuvo en la cancha. Al final, un tímido prospecto de futbolista resumió: No me esperaba el debut, se dio todo muy lindo, porque pude compartir cancha con jugadores de mucha experiencia, como Luis Enrique, Xavi o Márquez.

Por: Rubén Guerrero Atilano/@RubenGuerreroA

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *