Los molinos de la mancha: Esteban Granero, un 'Pirata' atípico

Barba de samurái ocioso, vaqueros, camiseta, zapatillas, gafas de sol a lo beatnik y pelo revuelto. De primera impresión nadie pensaría que es un futbolista, más bien un Pirata, pero un pirata diferente, un pirata bohemio.
“Los jóvenes prefieren Twitter o la Play, yo soy más de leer un libro”. Esteban Granero es un futbolista atípico, especial: Licenciado en Psicología y muy interesado en la cultura, el cine, la música y la literatura. Se considera un auténtico fan de Franz Kafka, Charles Bukowski, Valle Inclán, Maupassant, Gil de Biedma, Carver y Miguel Hernández, entre otros muchos. Pero también se desvela muchas noches leyendo los libros del escritor japonés Haruki Murakami. Lector ávido, amante de la novela negra y escritor aficionado desde niño, ya plasmaba desde su infancia en su cuaderno las jugadas de sus ídolos futbolísticos.
Fanático del ajedrez, su otra pasión es la música clásica, uno de sus autores favoritos es el pianista y compositor alemán del romanticismo Johannes Brahms. Aficionado a tocar la guitarra en sus momentos de intimidad, no esconde gustos más modernos por grandes artistas como Joaquín Sabina o Pereza. También escucha a Ryan Adams, Lucinda Williams, Wilco y Josh Rouse. Le fascina el cine de autor y reconoce la grandeza de Woody Allen. Considera que se ha reinventado totalmente, algo muy difícil de hacer. Algunas de sus películas favoritas son ‘El Padrino’ y ‘Lost In Traslation’ de Sofía Coppola. Antes era más fan de Stanley Kubrick.
Granero se crío en las categorías inferiores del Real Madrid hasta debutar con el primer equipo. Estuvo también en el Getafe y Queen Park Rangers de la Premier League hasta llegar a la Real Sociedad, donde actualmente juega al lado de su compañero y gran amigo el mexicano Carlos Vela. Gracias a su maravilloso estilo de juego y su espectacular visión, ha destacado en cada uno de los equipos en los que estuvo. Su forma de entender el futbol es sencillamente única y ha sido elogiado por entrenadores como Mourinho, Marcelo Bielsa, Pellegrini y Laudrup. El futbolista por definición tiene un ego bastante grande, es una persona con mucha confianza, un tiburón. Él es bastante poco prototipo de futbolista en ese sentido, porque es introvertido y muy inseguro. Pasa igual de tiempo jugando al futbol que leyendo. Para él el futbol tiene mucho de cultura.
“Alguna gente no enloquece nunca. Qué vida verdaderamente horrible deben tener”, Charles Bukowski. La vida de Esteban Granero es plena y muy completa. Mucha gente pensará que está loco por sus gustos tan diferentes al resto de sus compañeros del mundo del futbol. Pero él es un futbolista/pirata atípico, diferente por estar enamorado de todo lo que rodea a la cultura. Tarde o temprano, se convertirá en el Doctor Granero, la educación es otra de sus pasiones que se dedicará cuando se retire del balompié.

Esteban-Granero-para-Jot-Down-6

Esteban-Granero-para-Jotd-Down-2