Texto

Stephany Mayor, un ejemplo a través del futbol

A sus 30 años de edad, Stephany Mayor ha sido seleccionada nacional en categorías menores y capitana en la categoría mayor; campeona en Islandia y en México; goleadora y reconocida como la mejor jugadora tras su paso en el país europeo; participó en Champions y parece que lo mejor está por venir.

El balón como destino

Sandra Stephany Mayor Gutiérrez nació en Azcapotzalco, en la Ciudad de México. Desde pequeña tenía como meta ser futbolista profesional. Durante su adolescencia, llamó la atención de la Federación Mexicana de Futbol tras su participación en distintas ligas amateurs; así fue como Mayor dio su primer paso hacia la Selección Mexicana.

La delantera mexicana tuvo participación en mundiales juveniles. La primera aparición fue durante la Copa del Mundo Sub-20, donde el combinado tricolor terminó en el último lugar de su grupo, cayendo en todos los encuentros. Asimismo, también fue parte de la Selección Mexicana que compitió en el Mundial de Alemania 2010

Hacia donde el balón vaya

Después de un proceso dentro de la Selección Mexicana, y tras disputar el premundial de la categoría Sub.20 de la CONCACAF, varias instituciones mostraron interés en la mexicana. Al realizarse el torneo en Puebla, la Universidad de las Américas de aquel estado no desaprovechó la oportunidad y le abrieron las puertas a Stephany en 2009, en donde aprovechó para cursar la licenciatura en Estrategias Financieras y Contaduría Pública.  

En 2010, el debut en la selección mayor llegó para la mexicana, quien tuvo participación durante los Mundiales de Alemania 2011 y Canadá 2015. Además, el conjunto femenil obtuvo la medalla de bronce en los Juegos Olímpicos de Guadalajara en 2011.

El talento de Stephany fue fundamental para el conjunto de la UDLAP, pues esa escuadra llenó de títulos las vitrinas: fueron campeonas de la Comisión Nacional Deportiva Estudiantil en el 2011 y también en el 2013. Asimismo, levantaron el trofeo de la Liga Mayor Femenil en el Clausura y en el Apertura 2013. 

Los logros con la Selección Mexicana no se detendrían, pues en los Juegos Centroamericanos de Veracruz en 2014, el tricolor se colgó la presea dorada, mientras que en los Juegos Panamericanos del 2015 obtuvieron otra medalla bronceada.

Rompiendo horizontes

A viva voz de la delantera mexicana, el futbol femenil en México no tenía lo suficiente para ser una potencia, pues sin la existencia de una liga profesional esto era prácticamente imposible por lo que, junto a su pareja, Bianca Sierra, tomaron la decisión de hacer maletas y buscar la oportunidad en el viejo continente. La salida del país, además de buscar el sueño de ser futbolistas profesionales, se dio debido a la homofobia mostrada por el entonces entrenador de la Selección Mexicana Femenil, Leonardo Cuéllar, quien les dijo que “no estuvieran agarrándose de la mano en el vestidor, ni haciendo desfiguros”.

Bianca Sierra pisó primero tierras europeas, jugando en Noruega para el club Arna-Bjonar. Por su parte, unos meses después, Mayor consiguió equipo en Islandia; jugando para el Thór/Ka, la delantera mexicana pudo demostrar todo su potencial y se convirtió en parte fundamental a corto plazo. En 2017, ya con Bianca Sierra formando parte del equipo islandés, Stephany logró consolidarse y convertirse en la mejor jugadora del torneo, así como la máxima goleadora, lo que las llevó a conseguir el título. La delantera consiguió un total de 40 goles en tres años que estuvo en Europa.

Conquistar México

Ya con una liga profesional de futbol femenil en México, la institución de los Tigres de la UANL alzó el teléfono y le hizo el llamado para que volviera a tierras aztecas, junto a Bianca Sierra. A finales del 2019, Mayor y Sierra fueron anunciadas como fichajes estelares de Tigres y de la Liga MX.

A pesar de que la delantera mexicana regresó en la situación más difícil de los últimos años a nivel mundial, ya logró ser campeona del futbol mexicano, en el Apertura 2019. Durante este año, Mayor se ha convertido en una pieza fundamental para que Tigres Femenil siga en lo más alto del futbol mexicano, además de que ha sabido acoplarse con la nueva generación, formando una dupla explosiva junto a Katty Martínez.

Con el futbol como bandera, Stephany mayor busca convertirse en un ejemplo para la sociedad, así como brindar una mayor apertura mental y claro, seguir impulsando el futbol femenil y ayudando a que jugadores jóvenes alcancen su máximo rendimiento.

Ver más: ¿Cuál es la mejor liga femenil del mundo y por qué? – La Reimers Apunta

Síguenos en Google News

Por: Ángel Sánchez / @AngelSG_MX

Comentarios
rabona

Deja un comentario

Entradas recientes

Toni Pressley: la futbolista que venció al cáncer de mama

Toni Deion Pressley nació el 19 de febrero de 1990 en Florida, Estados Unidos. Asistió…

17 horas hace

Ser portero de futbol para ciegos, con Luis Zárate

Hoy en Historias del Llano nos acompaña Luis Zárate, portero de Aztecas CDMX, equipo de futbol para…

18 horas hace

Washington Tabárez, la patria repartida

Viglietti canta: ...si las manos son nuestras, es nuestro lo que nos den. Washington Tabárez, el…

1 día hace

Estrella Roja vs Dinamo Zagreb, la patada que inició la guerra

El partido se jugaría el 13 de mayo de 1990. La tensión política y social…

1 día hace

Kanouté: cuestión de fe

Frédéric Oumar Kanouté (1977) es un exfutbolista maliense nacido en Francia. Su padre malinense, ya…

4 días hace

Futbol femenil, por un espacio seguro en las gradas

El pasado fin de semana se jugó la vigésimo cuarta edición del Clásico Regio Femenil…

4 días hace