Blog

Walls and Bridges: el gol en un disco de John Lennon

Walls and Bridges es una obra particular dentro de la discografía de John Lennon, es el penúltimo disco con material original en publicar en vida, además de ser el único en el que ni Yoko Ono ni Paul McCartney se encuentran cerca, entre otras singularidades. Uno de sus puntos más llamativos es que en él encontramos una de las pocas referencias directas al balompié dentro de la discografía del exBeatle. Se trata de un encuentro que sucedió cuando él tenía once años y además terminó por ser carátula del álbum.

Final de la FA Cup 1952

Es el 3 de mayo de 1952. Wembley acuna 100 mil personas y Arthur Ellis es el encargado de pitar la final de la FA Cup de aquel año. Los rivales son Newcastle y Arsenal. Los primeros se llevaron la copa del torneo anterior, mientras que los segundos se alzaron con ella recién en la temporada 1949-50

El encuentro estuvo marcado por la gran cantidad de lesiones que sucedieron en el terreno de juego. Para desgracia de los Gunners, los caídos eran de su bando. Walley Barnes, Holton, Don Roper y Ray Daniel salieron lastimados. En aquel entonces los cambios no estaban permitidos, por lo que la balanza terminó por inclinarse en favor del equipo con once jugadores: Newcastle se llevó la victoria con un gol de cabeza al 84, cortesía del delantero chileno George Robledo.

También puede interesarte: El Sgt. Pepper’s tiene un futbolista: Albert Stubbins

Este fue el último encuentro del torneo que no fue transmitido por TV. Es por esta razón que aquellos que no estuvieron presentes en el encuentro tuvieron que conformarse con escuchar actualizaciones del partido a través de la radio de la BBC en cuanto al primer tiempo. Para la segunda parte se narró el juego por la misma estación. Justamente entre esa gente que no pudo disfrutar del juego se encontraba un joven de once años llamado John Lennon. Sin embargo, el evento fue lo suficiente recordado por el chico como para dibujarlo casi un mes después y luego guardarlo durante más de dos décadas.

Las circunstancias del Walls and Bridges

John Lennon declaró en 1969 a Ray Connolly que: “Solo le he pedido a dos personas que trabajen conmigo. Una es Paul McCartney y la otra es Yoko Ono”. Y si se mira detenidamente, su obra se encuentra en íntima relación con ambos personajes: Paul es su eterno compañero/rival mientras The Beatles sigue en pie, mientras que Yoko Ono estará cerca de él en todo momento luego de que la banda se disuelve.

A ella la podemos ver en las cintas de la grabación de “Imagine” e incluso alternan canciones en “Some Time in New York City”, del 72. El último disco que Lennon grabó (Double Fantasy) también es a dueto con la artista japonesa, al igual que el disco que dejó inconcluso (Milk and Honey). 

Walls and Bridges es el único disco en toda la carrera del Beatle en el que ninguna de las dos personalidades que lo acompañaron en toda su trayectoria está presente. La ausencia de McCartney es ya obvia: para ese momento The Beatles llevaban un lustro desaparecidos. Por su parte, la ausencia de Ono se explica por el famoso “Lost Weekend”, ese período de 18 meses en los que Lennon y la artista nipona se separaron.

Por último, es el último álbum con material original antes de que el ex Beatle se dedique a ser padre de tiempo completo. Para 1975 decidirá retirarse al Edificio Dakota, en Nueva York, donde, en sus propias palabras, cuida a Sean (nacido el 9 de octubre de aquel año) y hace pan. Regresará hasta 1980, mismo año en que será asesinado a las afueras de su hogar el 8 de diciembre.

9

No hay certeza acerca de las razones por las que Lennon eligió este dibujo no sólo como portada del Walls and Bridges, sino en general por qué lo dibujo, ya que hasta donde se sabe, no era hincha de las Urracas. Una probable explicación es su constante interés por el número nueve, que aparece en el jersey de Jackie Milburn. En el mismo álbum podemos encontrar el tema “#9 Dream”, además de que en las grabaciones del disco se le escucha decir que “el nueve es un número con suerte”. Por si esto fuera poco también encontramos el polémico tema “Revolution 9”. Por encima de lo anterior, Lennon nació un nueve de octubre. 

Lo que sí sabemos es que la relación del inglés con el futbol fue más bien tibia, por lo que es sumamente interesante que una final de FA Cup ocupara la portada de uno de sus discos como solistas. Quizá el nexo más cercano, después de esto, es la aparición de Albert Stubbins en el mítico Sgt. Pepper’s Lonely Hearts Club Band, o la celebración de la Champions del Manchester United en la temporada 1967-1968, en la que LennonGeorge Best se fueron a festejar juntos. Sin embargo, ninguna es más protagonistas que la portada de un álbum.

 

Por: Alberto Roman / @AlbertoRomanGar

Comentarios
rabona

Deja un comentario

Entradas recientes

Antivacunas en el futbol: ¿Cuáles son sus razones?

El 17 de noviembre de 2019 se detectó el primer caso de Covid-19 en el…

3 días hace

Iván Zamorano, mi primer ídolo

Probablemente, la imagen más clara que tenga de Iván Zamorano sea el gol que anotó…

4 días hace

Garrincha: la estética de la diferencia

¿Verdaderamente qué tan sano estás? En estos momentos miles de células cancerígenas probablemente profanan tu…

4 días hace

¿Salvar al club? Cinco futbolistas lo hicieron

Corren tiempos en el que el amor y la devoción por los colores de un…

6 días hace

Gol y festejo de Hamid Estili, un grito de paz

Durante varias semanas se habló de la tensión que rodeaba al partido. Los noticieros repetían…

6 días hace

Leche cortada

Propulsado por la fuerza de la maroma que convirtió en su rúbrica, Hugo Sánchez se…

7 días hace