Hirving Lozano, Javier Hernández y Andrés Guardado llegaron a Europa en busca de mejorar sus toques y gambetas. Ellos forman parte de los 272 millones de migrantes que actualmente hay en el mundo. Sin embargo, sus condiciones socioeconómicas distan mucho a las de la mayoría de las personas que abandonaron su país de origen.

Tan sólo en 2018, más de dos mil personas murieron en costas españolas tras su intento de cruzar el Mar Mediterráneo, considerada por la agencia de la ONU para refugiados, como una de las rutas más mortíferas. Aunque el viejo continente es el que más personas migrantes alberga, con 82 millones; le sigue América del Norte con 59 millones. 

Te puede interesar: Cass Pennant, el hooligan afrodescendiente del West Ham

Además de los mexicanos que, hasta el momento, sobresalen en Europa, existen otros futbolistas migrantes. Te presentamos algunos: 

Mario Balotelli (1990-)

Balotelli milita en el Brescia, en la Serie A. Tiene orígenes ghaneses, aunque obtuvo la nacionalidad italiana a los 18 años: “Soy italiano, me siento italiano, jugaré para siempre con la selección italiana”. 

El futbolista nació en Palermo, después se mudó con su familia a Lombardía. Sin embargo, sus padres no pudieron pagar sus gastos y lo adoptaron Silvia y Francesco Balotelli, apellido que adoptó el centro delantero. Actualmente su valor en el mercado es de 20 millones de euros.  

Thiago Alcántara (1991-) 

El futbolista del F.C. Bayern München lleva el futbol en la sangre. Su padre es el brasileño  Iomar do Nascimento, mejor conocido como Mazinho; campeón del mundo en 1994. Sin embargo, Thiago juega para la Selección Española. 

Aunque tiene raíces brasileñas y nació en la localidad italiana de San Pietro Vernotico, el futbolista creció en la ciudad española de Vigo. Thiago tiene un contrato con el Bayern hasta 2021 y tiene un valor en el mercado de 70 millones de euros, de acuerdo con Transfermarkt

Romelu Lukaku (1993-)

Roger Lukaku nació en la República Democrática del Congo. Sin embargo, a sus 23 años emigró a Bélgica para comenzar su carrera futbolística con el FC Boom, de segunda división. Ahí, en el país conocido por su arquitectura renacentista nació su hijo Romelu Lukaku, delantero del Inter de Milán, seleccionado nacional de Bélgica y cuyo valor en el mercado es de 75 millones de euros.

Raheem Shaquille Sterling (1994-)

A sus cinco años cambió el Caribe por el lugar donde nacieron Los Beatles. Tres años después ya jugaba en el Queens Park Rangers. Pasó por el Liverpool antes de fichar con el Manchester City y convertirse en el jugador inglés más caro de la historia. Con 24 años, el extremo tiene un valor en el mercado de 140 millones de dólares.

kylian Mbappé (1998-)

Los padres del delantero de París Saint-Germain Football Club llegaron de Camerún y Argelia a París, en donde nació el ganador del Premio Golden Boy en 2017. A sus 14 años, el futbolista ingresó a las categorías inferiores del Mónaco y desde entonces su carrera despegó. 

Incluso rompió el récord establecido por Pelé en 1958 de ser el jugador más joven en anotar en una Copa Mundial. Su valor en el mercado es de 200 millones de euros.  

Por: Nayeli Valencia / @nayevalencia_a

Comentarios