Real Zaragoza

El Real Zaragoza es un equipo con una gran historia y tradición en el futbol español. Nació oficialmente el 18 de marzo de 1932, año en el que se “fusionaron” dos de los tres clubes de la ciudad: los “avispas” del Iberia Sport Club y los “tomates” del Real Zaragoza CD.

Aquella fusión ha dividido a los aficionados y estudiosos del Zaragoza. Por un lado están los que le atribuyen el año de fundación a 1917, tiempo en que se fundó el Iberia, y por otro lado se encuentran los que piensan que la institución nació en 1925, precisamente cuando el Real Zaragoza CD vio la luz.

Sin embargo, los hechos nos dicen que ambas escuadras atravesaban momentos muy complicados al momento de su fusión. El Zaragoza CD tenía una deuda de 1000 pesetas con el Osasuna, misma que forzó su desaparición el 31 de diciembre de 1931; y el Iberia, a pesar de que hubo un periodo en 1922 donde empezaba a tener gran relevancia en segunda división, (llegando incluso a tener mejores números que el Sevilla y Betis), para el momento de su fusión acababan de descender a la tercera categoría.

Estos sucesos hicieron que ambos equipos aragoneses dejarán sus diferencias y, por ello, el 15 de marzo de 1932, cinco representantes del Iberia y otros cinco del Zaragoza firmaron el acta de fusión que daría lugar, tres días después, a la creación del Zaragoza Football Club.

Una crónica realizada por “El Heraldo de Aragón” publicó lo siguiente respecto al primer partido de aquel naciente equipo:

“Agitadas fuertemente por el viento, ondeaban ayer tarde, por primera vez unidas, las banderas del Iberia y del Zaragoza, izadas en uno de los mástiles que presiden, dominando con su altura, la superficie del campo de Torrero. Cuando terminado el primer partido fueron arriadas, un silencio de emoción ahogó por unos minutos los sentimientos de quienes presenciaban la desaparición a un mismo tiempo y en un mismo lugar de cuanto en otras ocasiones fue motivo de desbordados apasionamientos.

En un instante y en medio de ese silencio, que era a la vez emotividad y emoción, fueron arriadas todas las diferencias, todos los antagonismos, todas las animadversiones que separaron, dividiéndola, diezmándola, a la afición futbolística local.

Y en un desbordamiento inigualado, estos entusiasmos, ese espíritu de sacrificio, que no se resigna a desaparecer, brotaron nuevamente al estruendo de los aplausos con que fue acogida la nueva enseña blanca, símbolo de paz, cuyo centro es blasonado con el escudo de la ciudad, símbolo de nuevas aspiraciones”.

Los primeros años

Aquella primera década de los años treinta del siglo XX tuvo un equipo que recibió el nombre de “Los Alifantes”. Aquel sobrenombre nació el 5 de mayo de 1935, en un partido contra el Júpiter en Pueblo Nuevo, Barcelona, mismo que los leones iban ganando por tres goles en el medio tiempo. El periodista zaragozano, Miguel Gray, escuchó a los aficionados del Júpiter comentar “es imposible meterles un gol, son como alifantes” (comentario que hace referencia a los elefantes pero con un error léxico), debido a que los defensas del Zaragoza median alrededor de 190 cm.

Aquel equipo solamente participó durante una temporada debido a la guerra civil en 1936, sin embargo, en la historia del conjunto aragonés siempre serán recordados como la generación que llevó al club a Primera División.

Las siguientes dos décadas fueron un periodo obscuro debido a que descendieron y ascendieron en tres ocasiones. Por otra parte, el 30 de marzo de 1951, en la Asamblea General Extraordinaria fueron aprobados algunos movimientos, de entre los que destacó el cambio de nombre a Real Zaragoza CD, además de la modificación del escudo el cual lleva desde entonces una corona real.

Otro suceso a remarcar durante este periodo fue el acontecido el 9 de febrero de 1956, fecha en la que se firmó la propuesta de construcción del Estadio Municipal de la Romareda a cargo del arquitecto Francisco Rieda, inmueble que ha sido su casa desde la inauguración el 8 de septiembre de 1957.

Episodios dorados: las épocas más dulces de su historia

A lo largo de su historia, la institución ha tenido algunos periodos de brillantez y gloria gracias a algunas generaciones que hoy son recordadas en sus laureles y han sido denominadas de distintas maneras, la primera de ellas fueron:

Los magníficos. La década de los 60 fue muy significativa; específicamente en 1964 vivieron su mejor etapa, pues entre el 5 de enero y el 27 de diciembre de 1964 disputaron 50 partidos oficiales, de los que 29 fueron victorias, 10 empates y 11 derrotas, marcando 101 goles y recibiendo 58.

Aquella generación era comandada por sus delanteros Canario-Santos-Marcelino-Villa-Lapetra, jugadores que han dejado grabados en letras de oro al equipo zaragocista, pues de las cuatro finales de copa que disputaron entre 1963 y 1966 lograron obtener dos títulos, la primera el 5 de julio de 1964 cuando vencieron al Real Madrid en el estadio Santiago Bernabéu y la segunda se disputó el 19 de mayo de 1966, en el estadio de Chamartín, pero esta vez el rival era el Bilbao.

Los Zaraguayos y la Copa del Rey en los 80. El segundo equipo que marcó época fue el nombrado por la combinación de Zaragoza y Paraguayos, debido a los futbolistas sudamericanos Ocampo, Arrua y Soto, comandados por el estratega gallego Luis “Cid” Carriega. Aquella escuadra mantuvo un excelente rendimiento que ilusionó a la afición con obtener el título de liga, sin embargo, se quedaron muy cerca de lograr la hazaña en dos ocasiones, la primera en la temporada 1973/74 en la que quedaron en el tercer puesto y la segunda en la campaña 74/75, donde obtuvieron el segundo lugar, siendo hasta el momento los mejores puestos que han obtenido.

Por otra parte, el 26 de abril de 1986, luego de un brillante paso en las eliminatorias de la Copa del Rey, llegaron a la final dejando fuera en cuartos al Real Madrid de Castilla, al Real Madrid en semifinal y enfrentándose al Barcelona en la final realizada en el Estadio Vicente Calderón. partido en el que salieron victoriosos y obtuvieron el título por tercera vez en su historia.

Los años 90 y el equipo de la Recopa

El primer hecho destacado que aconteció en este lapso sucedió el 5 de julio de 1991, ya que el Consejo de Ministros aprobó la Ley del Deporte de 1991”, la cual obligó a que todos aquellos clubes que participan en el futbol profesional realizaran su conversión en Sociedades Anónimas Deportivas. Con este hecho, las instituciones dejaban de ser clubes deportivos y quedaban sujetas al régimen de las Sociedades Anónimas, por lo que pasaron a llamarse Real Zaragoza SAD y el empresario español Alfonso Solans Serrano obtuvo el 51% de las actividades del club.

Los resultados de esta administración fueron casi inmediatos, pues el nuevo proyecto deportivo vio sus resultados el 26 de junio de 1993, fecha en la que cayeron en la final de la Copa del Rey ante el Real Madrid. Sin embargo, el 20 de abril de 1994, tuvieron su revancha obteniendo su cuarta copa y consiguiendo un boleto para participar en la Recopa europea de 1995.

La primera vez que el Real Zaragoza participó en esta última competición fue en 1966, cuando ‘los magníficos’ estaban en su apogeo, sin embargo, en aquella ocasión fueron derrotados en la final frente al Barcelona, por lo que en esta oportunidad llegaron con sed de revancha y vaya que no decepcionaron. Aquel equipo dejó grabado su nombre luego de hacer un gran torneo. En su paso eliminó al Feyenoord en los cuartos de final, al Chelsea en la semifinal y finalmente se midió frente al Arsenal en el Parque de los Príncipes de París, donde lograron la hazaña de levantar el título continental venciendo 2-1 al equipo londinense.

El último chispazo, adiós a una era

Luego de la Recopa, los leones vivieron una etapa agridulce en la que hubo más pena que gloria. En 1996, Alfonso Soláns Soláns toma el mando del club e intentó continuar con el legado de su padre, aunque la mayor hazaña que consiguió fue calificar a la Copa de la UEFA, aunque debido a unas irregularidades ajenas al club, la Federación Española decidió darle aquella plaza al Real Madrid.

Los siguientes años hubo un declive en su rendimiento el cual llegó a su punto más bajo en la temporada 2001-2002, en la que tras un mal torneo quedaron últimos y descendieron a la división de plata de manera breve, pues en la siguiente campaña consiguieron el ascenso. Esto significó un buen augurio para el club, ya que el 17 de marzo de 2004 se encontraban una vez más en la final de la Copa del Rey, la cual obtuvieron derrotando al Real Madrid y logrando con ello el pase para disputar la Supercopa frente al Valencia, partido realizado el 24 de agosto de 2004 y en el que nuevamente salieron victoriosos, añadiendo a su palmarés este trofeo por primera vez.

El 26 de mayo de 2006, Alfonso Soláns Soláns firmó la venta de las acciones mayoritarias del equipo, dejando a Agapito Iglesias como el máximo accionista e inició una renovación, misma que sin saberlo sería el inicio del fin de las viejas glorias, debido a que a partir de este punto el Real Zaragoza se fue desmoronando.

El principio de esta gestión dio buenas sensaciones, haciendo grandes incorporaciones como las de Aimar, D’Alessandro o Juanfran, consiguiendo con ello quedar en sexto lugar en la temporada 2006-2007. Sin embargo, las malas noticias empezaron a llegar en la 2007-2008, en la que nuevamente descendieron, aunque regresaron a la máxima categoría al finalizar la temporada 2008-2009. Con el fin de mantenerse, el mercado de invierno de 2009 fue uno en el que el Real Zaragoza no escatimó y realizó una serie de fichajes que incluyeron a Eliseu, Humberto Suazo, Adrián Colunga, etc. Este esfuerzo sirvió al menos para mantenerse en primera.

Incluso para la campaña 2010-2011 llevaron al técnico mexicano Javier Aguirre con la encomienda de mantener al equipo y darle estabilidad. Y aunque se logró la permanencia, el club vivió un capítulo bochornoso en su historia en la última jornada, partido en el que visitaron al Levante y ganaron 2-1, salvándose y condenando al Deportivo la Coruña al descenso. Este encuentro fue investigado el 3 de octubre de 2014 por la Fiscalía Anticorrupción española, pues habían sospechas de que los jugadores del Levante habían sido sobornados. Se tenían contempladas a 41 personas implicadas, de entre las que destacaba el presidente del club Agapito Iglesias, el entrenador Javier Aguirre y los futbolistas de ambos clubes. Finalmente, el juzgado número siete de Valencia absolvió a ambos clubes.

Por otra parte, Javier Aguirre fue destituido el 30 de diciembre de 2011 luego de los malos resultados que mantenían a los leones en la última posición y dejando ahora a Manuel Jiménez con la complicada tarea de evitar el descenso, sin embargo y contra todo pronóstico, el técnico andaluz consiguió el milagro de permanecer por un torneo más.

Los años oscuros del Real Zaragoza

A pesar de su tradición y arraigo en la provincia española, el Zaragoza no ha podido devolverle el color de jugar en primera división a sus seguidores. En el 2022 cumplirán casi 9 años desde que dejaron el máximo circuito; una crisis deportiva y económica que perjudica al propio club. En la temporada 2012-13 de La Liga de España, el Real Zaragoza volvió a la segunda tras perder 3-1 contra el Atlético de Madrid en La Romareda. En su casa y con su gente, los ‘maños’ sufrieron su tercer descenso en una década y el segundo en un lustro tras regresar a primera en el 2009. 

La tristeza inundó la ciudad zaragocista, sin saber que al menos estarían en aquella categoría por casi 9 años. Aunque el club ha estado muy cerca de volver a la principal competición española, donde ha alzado hasta seis Copas del Rey, la situación ha empeorado en los últimos años.

Luego de regresar a la segunda por tercera ocasión (2001-02, 2007-08 y 2012-13), el panorama alentaba a sus seguidores de volver pronto, sobre todo porque así lo habían realizado en las anteriores ocasiones. Esto estuvo cerca de pasar, recordando que en la temporada 2014-15, el Zaragoza se instaló en el sexto lugar de la tabla y buscó el ascenso por liguilla.

Se enfrentó al Girona y aunque en el primer juego cayó 3-0, la vuelta en territorio ajeno todavía fue mejor. En el Estadio Montilivi, el Zaragoza fue a remontar y con un marcador de 4-1 en la vuelta, envió a los maños a la final por el ansiado título que lo mandaría de vuelta a la primera división.

Avanzaron contra Las Palmas, pero el resultado no fue el esperado. En el encuentro de ida, golearon 3-1 a sus rivales y los blanquillos parecían hacerse de una de las plazas que otorga la competición pero para sorpresa de todos, incluyendo a sus fieles aficionados, en la vuelta cayeron 2-0 que les arrebató su estancia en La Liga.

En las siguientes dos campañas de 2015-16 y 16-17 estuvieron muy lejos de los puestos de liguilla por el ascenso y quedaron relegados a mitad de la tabla. En la 2017-18, ganaron 20 encuentros de los 42, por lo que terminaron en el tercer puesto y, en la fase final, se enfrentaron al Numancia. Perdieron por el global de 3-2 que los condenó otro año a la segunda.

Fue en la campaña 2019-20 cuando los ánimos volvieron a encenderse gracias al colombiano Luis Suárez, quien fue el subcampeón de goleo de la liga con 19 tantos. Esto permitió que avanzaran a las eliminatorias con el sueño de volver al máximo circuito sumaron 65 puntos tras 18 triunfos y se encontraron al Elche en la liguilla, sin saber que tendrían una desventaja vital.

La pandemia por Covid-19 detuvo la competencia y con ella, las lagunas que provocaron las fechas por la creación de un protocolo de sanidad para prevenir los contagios, le cobraron factura al Zaragoza. Luis Suárez, su goleador, estaba en calidad de préstamo y tenía que volver al Watford de la Premier League de Inglaterra el 5 de agosto.

Esta fecha no contemplaba que, tras la suspensión del torneo, la liguilla por la promoción a la primera sería hasta el fin de semana del 13 al 16 de agosto del 2020. Así que se encontró al Elche sin su anotador y quedó fuera con un gol de último minuto de Nino. Posteriormente, los valencianos avanzaron a La Liga tras superar al Girona.

En la campaña 2020-21 quedaron muy lejos de repetir la hazaña; se instauraron en la posición 15 de la tabla general de 22 clubes con 50 unidades en 42 duelos. Actualmente se encuentran muy lejos de disputar un pase a Primera, además, el Real Zaragoza ha puesto en venta al club tras 9 años en la segunda división.

En enero del 2022 se anunció que cambiarían de dueños tras la deuda económica que atraviesa el club y los malos resultados en la campaña. Donde antes de pensar el ascenso, se preocuparon, incluso, en la primera vuelta, por no caer a la Segunda B (tercera) de España. Así que a la puja entraron unos conocidos del futbol mexicano: el Grupo Orlegi.

Sin embargo, tras meses de pláticas y negociaciones, el conjunto que también maneja a Atlas (actual campeón de la Liga MX), Santos y Tampico Madero de la Liga Expansión, determinó concluir su apuesta por adquirir hasta un 91% del Real Zaragoza, por lo que Jorge Mas, el dueño del Inter de Miami de la MLS –donde figura David Beckham como accionista mayoritario–, podría ser quien se haga del mítico equipo español.

El Zaragoza nos ha enseñado que a veces la pasión por los colores, el arraigado cariño de una afición local, el desarrollo de los jóvenes y la tradición de un conjunto, no son suficientes en un proyecto deportivo para volver a codearse con los equipos de élite de Europa. Hoy, los maños están lejos de ser lo que conocimos, con la promesa de regresar como un equipo importante del viejo continente.

Te puede interesar: Alex Gohari: Premio Albert Londres y aficionado a Tigres

Por: Samantha González y Fernando Acevedo

Comentarios