Liga de Ascenso
Liga de Ascenso

Se veía venir. En enero de 2020 les avisaron a los 12 clubes del Ascenso Mx que jugaban en una liga con un nombre equivocado, un torneo que era prácticamente de chocolate, pues no habría “ascenso” posible a Primera División. Esta semana, los propios dueños de la Segunda División mexicana, mediante un referéndum, “decidieron” terminar de una vez por todas y convertir su competición en una “Liga de Desarrollo”.  

Escribimos entre comillas ambas palabras porque los dueños -y federativos- de la Liga Mx y del Ascenso MX parece que hicieron todo lo posible para llegar a este punto de ahogamiento. A nadie le conviene mantener una liga que estructuralmente se encuentra abandonada y que se le han cerrado todas las puertas de crecimiento bajo la supuesta “certificación” que los clubes no alcanzan para competir en el máximo circuito. 

¿Quieres saber más sobre la crisis Ascenso Mx? Hace unos meses hicimos este video: 

Los monopolios del balompié mexicano también permeaban el Ascenso Mx. 3 de los 12 equipos pertenecen a consorcios con clubes en Primera División: Tampico Madero es de Grupo Orlegi (Atlas y Santos), Dorados de Grupo Caliente (Tijuana y Querétaro) y Mineros de Grupo Pachuca (Pachuca y León). 

Según diario Récord, a los equipos se les dará una compensación para finiquitar contratos, lo cual inclinó la balanza en la votación a favor del “sí”. 7 votaron a favor de la decisión (Celaya, Tampico Madero, Dorados, Alebrijes de Oaxaca, Cafetaleros, Atlante y Zacatepec), los 5 restantes votaron en contra (Cimarrones, Mineros, Venados, Leones Negros y Correcaminos). 

Según la página oficial del Ascenso Mx, hay 346 jugadores registrados en dicha categoría. En distintos medios se afirma que la nueva liga de desarrollo, aunque aún no quedan definidas sus particularidades, estará conformada principalmente por jugadores sub 23, tres extranjeros por equipos y un número limitado de jugadores mayores a los 23 años. ¿Qué pasará con el resto? ¿En dónde jugarán? ¿Se retirarán antes de lo pensado? Falta por ver si los planes de la Liga MX de hacer un torneo con 20 equipos se lleva a cabo y qué franquicias terminan por -siempre sí- subir. Te dejamos 6 casos de jugadores cuyo futuro se ve puesto en jaque ante esta decisión.

Adiós al Ascenso Mx: cuando los directivos retiran jugadores


1. Armando Navarrete García


El portero que debutó en Primera División con Atlas en 2001 cumplirá 40 años a finales de este año. Previo al parón de la liga de ascenso, disputaba la titularidad del arco de Venados de Mérida con Rafael Ramírez. ¿Quién no recuerda a Armando en América aquella temporada (2011) que fue titular ante la salida de Guillermo Ochoa al futbol francés? Sin embargo, no pudo consolidarse en el arco azulcrema, lo que implicó que le cediera su puesto a Moisés Muñoz y migrara a Cancún para vestir la camiseta del Atlante. Venados es su doceavo equipo en su carrera. 

  1. Leobardo López García 

El defensa que hizo nombre en Pachuca -fue campeón de la Copa Sudamericana en 2006 y ganó dos ligas con los tuzos – y que incluso disputó minutos con Selección nacional, cumplirá 37 años este año. Llegó a Celaya a inicios de 2020, después de haber vivido el lamentable abandono como franquicia del Veracruz. Previo a la pandemia, en su club actual no tuvo suficiente regularidad. 

  1. Omar Bravo

El delantero que surgió del Club Guadalajara y que fuera campeón de liga con los rojiblancos en el Apertura 2006, recién cumplió 40 años de edad y sigue jugando como profesional. El atacante viste los colores de Leones Negros U. de G. 

Tras su debut con Chivas en el Torneo de Invierno 2000, el oriundo de Sinaloa ha portado diferentes playeras, entre las que destacan: Deportivo de la Coruña, Tigres, Cruz Azul, Kansas City e incluso la de Atlas. Bravo anunció su retiro del futbol profesional en noviembre de 2018, sin embargo, fue el cuadro de Leones Negros el que le permitió volver a pisar el césped desde el Torneo Apertura 2019. 

  1. Christian “Hobbit” Bermúdez

Este mediocampista ofensivo debutó con Atlante en el Torneo Apertura 2006; equipo en el cual se fue consolidando e incluso formó parte del plantel que se coronó como campeón en el Torneo Apertura 2007. De igual manera logró levantar la Liga de Campeones CONCACAF 2008/2009.

Generó interés de clubes europeos, pero terminó por fichar con el América. Durante su estadía en el conjunto de Coapa, no tuvo actuaciones convincentes por lo que más tarde fichó por clubes como Querétaro, Chiapas y Puebla. Actualmente, a sus 32 años de edad, forma parte de los Cafetaleros de Chiapas y disputó dos encuentros de ocho posibles en lo que va del Torneo Clausura 2020.

5 – Javier Orozco

El Chuletita se formó en Cruz Azul, equipo donde debutó con 17 años de edad durante el Apertura 2005. Si bien logró afianzarse de un lugar en el cuadro titular con los cementeros, la sequía del título de liga obtuvo la Copa MX en 2013lo hizo migrar. Con Santos Laguna se coronó como campeón de: Copa MX 2014, Torneo Clausura 2015 y Campeón de Campeones 2015-15. Sin embargo, una baja en el juego del atacante sumada a una irregularidad, propiciaron que transitara por Chiapas e incluso por Veracruz, para llegar en el 2017 a Tampico Madero. Con 32 años de edad, Orozco actualmente juega para la jaiba brava. 

6 – Alejandro Vela

El nacido en Cancún pintaba para promesa desde sus inicios. Al igual que su hermano menor, Carlos Vela, Alejandro se formó en Chivas, pero este sí alcanzó a debutar en el Rebaño Sagrado en el lejano Apertura 2004. A falta de oportunidades, llegó a los hoy desaparecidos Jaguares de Chiapas donde tampoco tuvo mucho éxito. Su mejor futbol lo alcanzó con su tercer equipo, Cruz Azul, pero la realidad es que siempre vivió a la sombra de Carlos y nunca logró ser convocado a la Selección Mexicana. 

A pesar de ser un jugador ofensivo, su virtud no era anotar, sino clavar pases decisivos que le diera goles a La Máquina. Tenía una zurda bastante privilegiada, pero que aparecía de vez en cuando. Lamentablemente, en el equipo de la Noria lo recuerdan por el penal en muerte súbita que erró en la cancha del Nemesio Diez en el Apertura 2008. Ese momento podría haber terminado con la maldición celeste hace 10 años.

Con la mudanza de los Potros de Hierro a Cancún, Alejandro decidió fichar por Atlante en 2013, aunque en calidad de préstamo. Volvió a Cruz Azul y pasó desapercibido. Para 2015, el Minnesota United que jugaba en la NASL lo unió a sus filas pero tampoco logró demostrar su habilidad con la pelota. 

Logró el Ascenso con Necaxa en 2016. Sin embargo, al no ser pieza clave en el equipo de Alfonso Sosa, terminó jugando para los Venados de Mérida desde 2017 hasta la actualidad. Con 36 años y la incertidumbre que se vive en la liga de plata del futbol mexicano, se ve muy complicado que algún equipo de Primera División quiera apostar por él. A veces solo queda enfrentar la realidad, colgar los botines y disfrutar de lo que te dio el futbol tantos años.

Escucha nuestro podcast con Jair Toledo, periodista especialista en Ascenso Mx y Tercera División aquí: Historias del llano con Jair Toledo

Por: Redacción

Comentarios