Ajax
Ajax

El hablar del Ajax no solo es mencionar a un gran equipo de futbol, los de Ámsterdam han grabado en letras de oro su nombre, gracias a su forma tan especial y revolucionaria de practicar este deporte. No son el equipo más ganador, ni el que tienen más aficionados, y mucho menos el más mediático. Entonces, ¿Qué es lo que hace al Ajax tan especial?Aprovechando su 121 aniversario, te voy a hablar de su historia. 

Ajax, nació en la Odisea 

Inspirados por el héroe de la mitología griega que le da nombre al club y la gran afinidad de unos amigos “amsterdammers” por el futbol. Floris Stempel, Carel Reeser y Johan Dade, el 18 de marzo de 1900, en un café de la capital holandesa, fundaron  El Amsterdamsche Football Club Ajax (AFC Ajax). En 1911, dirigidos por Jack Kirwan, hicieron su debut en la máxima categoría del futbol de los Países Bajos. 

Pasaron por años de altibajos, hasta que en 1917 ganaron su primera copa, y en 1918 se hicieron con la liga de la mano de Jack Reynolds, a la postre el mismo técnico los hizo levantar 8 ligas más en casi 30 años, el estratega inglés, es el primer nombre propio de equipo, pues introdujo revolucionarios método de entrenamiento y juego, que fungieron como las bases del “futbol total”. Además de instaurar los principios de la academia, la cual dio varios buenos jugadores, los más destacables: Jan De Natris y Piet Van Reenen, este último, es el máximo goleador del club con 273 dianas. 

Antes de dejar al equipo Reynolds, descubrió a un joven jugador de 18 años, quien en 12 temporadas (1946-1958), jugó 264 partidos y rompió la red en 122 ocasiones; el nombre de aquel futbolista era: Marinus Jacobus Hendricus Michels, ¿les suena? Quédense con el nombre. 

Sueño europeo 

El futbol profesional llegó a Holanda en 1956, y trajo consigo la creación de la Eredivisie. El Ajax fue el primer campeón de dicho torneo. Después de dominar el panorama nacional, los de Ámsterdam, soñaban con ser protagonistas en el plano continental. En el 57, participaron por primera vez en la Copa de Europa (ahora Champions League), donde fueron eliminados por el Vasas de Hungría por un global de 6-2. 

Tres temporadas después volvieron a disputar el torneo continental, luego de ganar la liga en 1960 y un play-off contra su eterno rival, el Feyenoord. El resultado de aquella participación fue una eliminación prematura en la primera fase. 

Para el inicio de la década de 1960, ganaron una copa y su primer torneo internacional: la Karl Rappan Cup. En aquel equipo resaltan nombres como el histórico Sjaak Swart (mejor conocido como Míster Ajax), los hermanos Groot (Henk y Cees) y Piet Van der Juil. Pese a tener un gran plantel, el equipo cayó en un bache y tuvo problemas de descenso en la temporada 1964-1965. Debido a esto, se apostó por un viejo conocido de la casa, para dirigir al equipo. 

Rinus Michels

Michels, llegó al Ajax en 1965 y se encontró un equipo en ruinas, con jugadores indisciplinados; a mano estricta y ambiciosa, el estratega holandés, le cambió la cara al Ajax. Con “Míster Ajax” y un joven Johan Cruyff, el club consiguió ganar la Eredivisie tres temporadas consecutivas (1965-1968). 

Para el recuerdo queda la temporada 66-67, donde los comandados por Rinus, lograron anotar en 122 ocasiones, récord que sigue imbatido. Con apenas 20 años de edad Cruyff, hizo 33 dianas. 

Gracias al éxito nacional, el Ajax se concentró en Europa. En palabras de Johan Cruyff: “Ahí comenzó la historia del Ajax”. (refiriéndose a la temporada 68-69). En la copa de Europa le pasaron por encima al Liverpool, victoria que les valió la ovación de un histórico como Bill Shankly, “Me quito el sombrero ante este equipo”. 

El 28 de mayo de 1969, el Ajax se convirtió en el primer equipo holandés en jugar una final europea. La cita se dio en el Santiago Bernabéu contra el Milan de Gianni Rivera, quienes se consagraron campeones en aquella ocasión con un “hat-trick” de Pierino Prati. 

Pese a esto, el Ajax contaba con un sin fin de jóvenes, pero que al mismo tiempo era excelentes jugadores como: Cruyff, Keizer, Swart, Suurbier o Hulshoff, entre otros. Talento que valió para iniciar la gran revolución

El futbol total 

Si bien podemos escribir libros enteros sobre esta filosofía de juego y sus repercusiones en el balompié moderno; hay personas que le atribuyen la invención del mismo a Michels o a Cruyff. La realidad es que el futbol total nació como consecuencia del buen trabajo que hizo el club desde sus inicios con Jack Reynolds, quien priorizo mucho la táctica, el juego ofensivo y la potencialización del talento joven; ideas que el Ajax aún mantiene y tanto lo caracterizan. 

Gracias a esta filosofía de trabajo, la mesa estaba servida para que llegaran los genios: Michels y Cruyff. Todos nos preguntamos: ¿qué es el “futbol total?; ¿un mito?, ¿una revolución táctica?, ¿espectáculo?, ¿el desorden más organizado?; podríamos intentar definirlo, pero no tengo duda de que solo leyendas del balón como lo eran Rinus y Johan, lo entendieron a la perfección. 

Como lo dije es un tema muy complejo, pero a grandes rasgos este método de juego se refiere a: presión alta, rotación de posiciones y la mayor cantidad de tiempo posible con el balón. Te dejamos un análisis mucho más profundo del tema.  

Una vez puesto en práctica, el futbol total trajo consigo tres Copas de Europa, pero sobre todo, hizo que aquel equipo de Michels quedara en la historia, por el cómo las ganaron; con un estilo de juego revolucionario, complejo y fascinante para los afortunados que lo vieron. 

La triple corona europea 

El 2 de Junio de 1971, con un estadio de Wembley a reventar, el Ajax ganó su primera Copa de Europa frente al Panathinaikos, equipo griego dirigido en aquel entonces por Ferenc Puskás. Con un resultado 2-0 los de Michels, regresaron a Países Bajos, con la “orejona” en mano. 

Aquella noche el once titular fue conformado por: Stuy, Hulshoff, Vasovic, Suurbier, Neeskens, Rijnders (Blankenburg 46′), Gerrie Mühren; Cruyff,  Swart (Haan 46′), Van Dijk y Keizer. Sería difícil definir sus posiciones, porque todos jugaban de todo. Lo que es un hecho que el maestro de ceremonias, el armador de juego y el cerebro del equipo era “el flaco” Johan Cruyff

En la temporada 71-72, Rinus Michels, anunció su adiós del club para ir a entrenar al Barcelona. El Ajax apostó por el rumano Stefan Kovacs, quien decidió darle continuidad a  las ideas de Michels. Aquel año fue maravilloso y uno de los mejores en la historia del club. Consiguieron ganar la Liga, la Copa de Europa, la Copa Intercontinental y la Supercopa de Europa. 

En la final de la Copa de Europa de aquella temporada, con sede en Holanda, se enfrentaron dos sistemas totalmente diferentes: el “catenaccio” del Inter y el futbol total del Ajax. Como ya sabemos, se impusieron en el juego y en el resultado las ideas holandesas. Lograron así la segunda corona europea consecutiva. 

Para 1973, la directiva decidió dejar a Kovacs en su cargo, con el único objetivo de certificar la triple corona. Logro que, para ese entonces, solo había conseguido el Real Madrid con sus cinco Copas de Europa. La historia se repitió, en la final de Belgrado. El 30 de mayo, el Ajax derrotó a la Juventus, 1 por 0, con gol de Johnny Rep a los cinco minutos de juego.

Una Champions muy deseada

Después de esa trilogía de títulos, la cuarta se hizo esperar mucho. No fue hasta 22 años después en 1995, cuando los holandeses lograron conquistar de nueva cuenta Europa. Ahora, ya con el formato Champions

En la temporada 94-95, al Ajax la rompió de la mano de Louis Van Gaal. Ganó la Eredivisie, la Supercopa Holandesa, la Liga de Campeones, la Supercopa de Europa y la Copa Intercontinental. 

En la final de la Champions, el 24 de mayo de 1995, en el Ernst-Happel-Stadion de Viena. Van Gaal, conformó su once con: Van der Sar, Reiziger, Blind, Frank De Boer, Rijkaard, Seedorf (Kanu 53′), Davids, Litmanen (Kluivert 70′), Finidi George, Ronald De Boer y Overmars. Equipo que seguramente después del Ajax de Cruyff, ha sido el mejor que ha visto el conjunto de Ámsterdam. 

El rival en aquella final fue nada más y nada menos que el Milan de Fabio Capello, vigente campeón, que jugaba su tercera final consecutiva  y contaba con figuras de la talla de Rossi, Panucci, Baresi, Maldini; entre otros. 

Fue un partido muy táctico y disputado, que se resolvió con un gol de Patrick Kluivert, quien se convirtió en el jugador más joven en marcar en una final de Champions, y de esta manera darle la cuarta corona al Ajax. Posteriormente, en 1996 volvieron a llegar a una final de Liga de Campeones, pero fueron derrotados por la Juventus. 

“Yo soy más atacante, Quiero que mi equipo juegue en campo contrario. Mourinho cambia más. Solo piensa en el resultado. Mi filosofía es que hay que jugar para el público. Por eso tenemos que jugar también un fútbol atractivo”. (Louis Van Gaal) 

Época actual 

Recientemente, los de Ámsterdam no han logrado volver a tener protagonismo en Europa, pero la liga local está constantemente dominada por ellos. La última gran anécdota internacional se situó en 2019, cuando los holandeses se apuntaron como la “cenicienta” de aquella edición de Champions. Los comandados por Erik ten Hag, se quedaron a un gol de la final. 

La academia y filosofía del Ajax

A lo largo de su basta historia el club holandés, se ha caracterizado por un excelente proceso de formación en jóvenes, donde se trabaja mucho la técnica individual, el juego ofensivo, buen trato de balón, visión de juego y la capacidad mental para resolver situaciones de una manera eficaz. 

El Ajax, es un club de exportación, le da a los jugadores grandísimas armas para competir y potenciar su carrera en equipos de mayor talla. Pongamos nombres propios: Johan Cruyff, Dennis Bergkamp, Bennie Muller, Franck de Boer, Frank Rijkaard, Edgar Davids, Wesley Sneijder; o figuras más recientes como Frenkie de Jong o de Light

El eterno 14

Por último, es importante agrandar y reconocer la figura de Johan Cruyff en el Ajax, “el flaco”, es sin lugar a dudas el gran personaje del equipo y uno de los nombres más importantes en la historia del futbol, un tipo desequilibrante, completo y revolucionario; como futbolista y como entrenador. 

Vistió por primera vez los colores del Ajax a los 6 años de edad, cuando veía un partido de juveniles, y un jugador se lesionó, el pequeño Johan salió de la grada para ponerse los botines. De inmediato el público se dio cuenta de su magnífico talento. 

Con tan solo 12 años de edad, Johan vivió lo impensable, su padre sufrió un infarto; adversidad que no le impidió seguir luchando por su sueño, aunque sobrepuso y a los 17 años de edad debutó en primera. 

Al mando de Michels y después de Kovacs, Johan levantó 14 títulos entre 1964 a 1973 con la indumentaria del Ajax. Gracias a su gran mentalidad y ambición, a inicios de la década de 1970, decidió emigrar a Barcelona. Después de 10 años de ausencia, regresó al club de sus amores, en su segunda etapa de (1981-83) consiguió tres títulos más. 

Fue entrenador del Ajax, de 1985 a 1988, y ganó dos Copas y una Recopa de Europa; impulsando en gran talento de Marco van Basten. Siguió sus pasos como futbolista y volvió a Barcelona para conformar el “Dream Team”. Antes de cumplir 69 años, Johan perdió la vida; pero su gran legado nunca será olvidado, pues él no solo cambió la historia del Ajax o del Barcelona, “el flaco” cambió la historia del balón.

“Todos los entrenadores hablan sobre movimiento, sobre correr mucho. Yo digo que no es necesario correr tanto. El fUtbol es un juego que se juega con el cerebro. Debes estar en el lugar adecuado, en el momento adecuado, ni demasiado pronto ni demasiado tarde”. (Johan Cruyff)

Leer más: Confieso que vi al 14, a Johan Cruyff

Síguenos en Google News

 

Por: Diego Albarrán / @diego_cuba08

Comentarios