El 12 de julio de 2019 el mundo del futbol se enteró del deceso de Ramón Ismael Coronel de 17 años. El portero de Unión Golondrina, disputaba un partido de la Liga Regional Norteña (Argentina), su equipo se jugaba el encuentro en tanda de penales, y el joven argentino atajó el balón con el pecho, de acuerdo con su primo: atajó feliz su penal, alcanzó a festejar.

Posteriormente se desvaneció producto de un paro cardiorrespiratorio que le produjo la muerte. Este lamentable hecho nos obliga a recordar la muerte de otros futbolistas, aquí recordamos cinco casos.

Antonio Puerta

El español que jugó para Sevilla de 2004 al 2007, años en el que tuvo la fortuna de levantar: una Copa del Rey, una Supercopa de España, dos Copas de la UEFA y una Supercopa de Europa. Su carrera con Sevilla fue constante y su conexión con la afición se afianzada.

Lamentablemente el agosto de 2017 durante el encuentro entre Sevilla y Getafe Puerta se desvaneció producto de un paro cardiorrespiratorio, tres días después el jugador español falleció en el hospital.

Te puede interesar: Antonio Puerta: el eterno 16

Davide Astori

Defensa italiano que defendió los colores de A.S. Pizzighettone, U.S. Cremonese, Cagliari Calcio, A.S. Roma y Fiorentina. En total acumuló un total de 378 encuentros y 8 goles. Será recordado como el eterno capitán la Fiorentina, club con el que marcó toda una época y en donde se ganó el corazón de la afición, con esta escuadra se mantuvo de 2015 a 2018.

Tristemente su vida acabó el 4 de marzo de 2018 debido a un problema cardiaco asociado al número de latidos (bradiarritmia). Todos recordaremos los homenajes que recibió por parte de la afición italiana.

Marc Vivien Foe

Originario Yaundé Camerún jugó para: Canon Yaoundé Lens, West Ham, Olympique de Lyon y Manchester City. Durante toda su carrera cosechó un total de dos ligas, ambas en Francia, una con Lens (en 1998) y la otra con Lyon (en 2002), también levanto dos Copas Africanas de Naciones en los años 2000 y 2002.

Por si fuera poco en su palmarés destacan las Copas del Mundo que jugó (Estados Unidos 94 y Corea-Japón 2002). Su deceso se dio en junio del 2003 durante la Copa Confederaciones, Foe se desplomó durante el encuentro al minuto 78 y falleció en el hospital a causa de problemas cardiacos.

Cheick Tioté

El marfileño falleció a los 30 años producto de un ataque cardíaco, esto paso mientras entrenaba con Beijing Baxy. Fue trasladado a un hospital donde se confirmó que la causa de su muerte había sido un producto de fallos en el corazón. Tioté inició su carrera en Anderlecht y paso por Roda Jc, Twente (donde fue campeón de liga), Newcastle y Beijing Baxy.  También ganó una Copa Africana de Naciones en 2015 y jugó dos Copas del Mundo, Sudáfrica 2010 y Brasil 2014.

Antonio de Nigris

El Tano fue un verdadero trotamundos, jugó para 13 equipos a lo largo de toda su carrera, incluso defendió los colores del Santos de Brasil. Acumuló un total de 285 partidos y metió un total de 74 goles. Originario de Monterrey Nuevo León, disputó una Copa Confederaciones en 2001, una Copa América en 2001 y una Copa Oro en 2002.

Tristemente su camino en el futbol terminó un 16 de noviembre de 2009, nuevamente un problema al corazón fue el motivo de su muerte. Mientras se encontraba en Grecia, pues jugaba para el A.E. Larisa, un sufrió un ataque cardiaco en la madrugada, fue trasladado al hospital, pero poco se pudo hacer por el Tano.

Lamentamos el deceso de todos estos jugadores, agradecemos por el futbol que entregaron en vida y pedimos se tome con mayor atención los cuidados médicos que un futbolista requiere, ya que los problemas cardíacos asociados al futbol son un problema constante y sumamente serio.

Redacción ADR

Comentarios