Mikel Arteta

Siempre es difícil decir adiós a donde el corazón es feliz. Arteta y Guardiola, Arsenal y City, alumno y maestro, amigos. Ambos comparten un último abrazo mientras lágrimas caen de las mejillas de Mikel, los dos saben que es momento de decir “hasta pronto”, cerrando uno de los mejores momentos en sus carreras y vidas.

La realidad de los citizens no ayuda. Pep ha perdido a su mano derecha en el momento en el que más lo necesita, pero ambos saben que hay sueños por cumplir. Con un entorno nostálgico, Mikel Arteta deja el lugar donde tuvo el mayor crecimiento en su trayectoria técnica pero su objetivo es claro, el equipo de sus amores lo necesita, Arsenal está desesperado y requiere un salvador. El “8” vuelve al Emirates Stadium para devolverle a los gunners la esperanza y regresarlos a lo más alto del futbol europeo.

Mikel Arteta dentro del campo

Para entender por qué Arteta fue elegido para sacar al Arsenal de su crisis es importante conocer sus inicios. Nació en 1982 en San Sebastián, España y comenzó su carrera desarrollándose como mediocampista en Antiguoko, club afiliado a la Real Sociedad, donde conoció a su gran amigo Xabi Alonso. A los 15 años, Mikel fue al Barcelona B, mientras que Xabi firmó un contrato con la Real Sociedad.

Al no poder entrar de lleno con el primer equipo blaugrana, Mikel Arteta fue cedido al PSG en el año 2000, donde tuvo un paso decente. Dos años más tarde, se trasladó al futbol escocés con Rangers, disputando dos temporadas que rindieron frutos al conseguir el triplete (liga, copa y copa de liga) en 2003

Tuvo un paso fugaz por la Real Sociedad en 2004. Mikel quiso coincidir con Alonso, sin embargo, Xabi terminó por firmar con Liverpool y Arteta tuvo dificultades para consolidarse. Se fue cedido al Everton en enero de 2005.

Everton, el ascenso del Gunner

Su paso como toffe fue realmente satisfactorio; se convirtió en parte importante del equipo, ganándose el dorsal número diez y siendo nombrado mejor jugador de Everton en dos ocasiones (2006 y 2007). También fue nombrado “Personalidad deportiva del año” en 2007 por encima del capitán de Liverpool, Steven Gerrard. De igual manera coincidió con Alonso, pero esta vez jugando para equipos rivales.

También te puede interesar: Bielsa en el Leeds United: El ansiado renacimiento

Después de seis exitosas temporadas con Everton, conoció al equipo de sus amores en agosto de 2011 cuando arribó a Londres para firmar con Arsenal. Se convirtió en un ídolo de la afición al punto de llegar a ser capitán del equipo. Su juego fue magnético, caracterizado por un dinamismo sublime entre numerosas recuperaciones de balón y exitosos trazos a corto y largo plazo. En sus cinco años como gunner logró revolucionar el mediocampo del equipo y se coronó con dos FA Cups y dos Community Shields (2014 y 2015, respectivamente).   

Aprendiz de Guardiola

Mikel aterrizó en Manchester en 2016, después de retirarse como futbolista un año antes. Tuvo un impacto inmediato tanto en las planeaciones tácticas como en el estado anímico de los futbolistas. 

“Me ha ayudado mucho en indicarme como debo posicionar el cuerpo, donde ubicarme, cuando cambiar de ritmo en los partidos… y no te olvida, siempre lo tienes cerca”, declaró Leroy Sané en mayo de 2018.

Incluso Pep le confió las preparaciones para enfrentar a Arsenal diciendo: “Tú los conoces mejor que yo, así que tú mandas esta semana”. Fue pieza clave para los sky blues en los tres años y medio que formó parte del staff, ganó dos Premier Leagues, una FA Cup, dos Copas de Liga y dos Community Shields.

Un reto en Londres

Después de firmar por tres temporadas y media, Solo queda esperar para saber si Mikel Arteta puede lograr su cometido. Sin duda las ilusiones y esperanzas de toda la afición gunner están en sus manos y en el buen funcionamiento que le pueda dar a un equipo que ha quedado a deber en la última década, pero que sin duda cuenta con calidad suficiente dentro de sus filas.

En agosto de este año consiguieron alzarse con el título de la FA Cup antes el Chelsea. Pero su panorama en la Premier League no luce prometedor, pues marchan en la posición número 15 de la tabla, lo que motivó la salida de Arteta del banquillo del Arsenal. Solo el tiempo nos dirá si es realmente “el heredero de Guardiola”.

Por: Mario Badillo / @n7mariobadillo

Comentarios